BLOG

Gestación subrogada en el extranjero

Publicado el miércoles, 27 de septiembre de 2017 por Laura Marchesani

Cualquier tratamiento de reproducción asistida en una clínica extranjera conlleva la necesidad de desplazarse al país en el que se encuentra el centro elegido, independientemente del tipo de técnica que se vaya a aplicar. Por ello, siendo obligatorio viajar, es necesario un mínimo de planificación que permita comprar los billetes de avión, reservar el alojamiento y solicitar los días de vacaciones o el permiso laboral correspondiente. Planificar bien la parte logística puede ayudar desde el punto de vista psicológico, al permitir concentrarse únicamente en los aspectos clínicos del tratamiento.

En los casos en los que se recurre a la maternidad subrogada también existe esta necesidad -quizá aún en mayor medida-, pues la residencia de los padres de intención y la clínica de reproducción asistida se encuentran a mucha distancia.

Reproducción asistida en Europa, gestación por sustitución en Canadá o Estados Unidos

Europa ofrece a sus ciudadanos numerosas posibilidades en lo referente a técnicas de reproducción asistida y, hoy en día, moverse por el continente no es demasiado complicado gracias a las múltiples opciones de vuelos disponibles que permiten ir de una ciudad a otra en tiempos relativamente breves. Normalmente, las clínicas -habituadas a tratar con futuros padres residentes en otros países- son capaces de coordinar el tratamiento reduciendo al máximo el número de viajes necesarios para efectuar el ciclo, facilitando así las cosas a sus pacientes.

Cuando la fecundación 'in vitro' debe desarrollarse en otro continente, hay algunas gestiones que se pueden iniciar a distancia pero, inevitablemente, será necesario cruzar el océano.

Maternidad subrogada y viajes transoceánicos

Cuando se habla de una gestación por sustitución, el número de viajes necesarios depende de factores tales como el país que se ha elegido, las condiciones requeridas por algunas agencias, las necesidades de la gestante, la disponibilidad de los padres de intención, etc.

En términos generales, habrá que desplazarse al menos dos veces: una para visitar la clínica de reproducción asistida que se ha escogido, en la que se crearán los embriones que se transferirán al útero de la gestante; otra para el nacimiento del niño. Dependiendo de los casos, entre estos dos viajes podría haber otros.

Las fechas del primero pueden escogerse a voluntad después de haberlo hablado con la clínica de reproducción asistida y haber preparado la documentación solicitada para poder depositar la muestra de semen. El segundo, sin embargo, requiere mayor flexibilidad pues es imposible prever con certeza cuándo nacerá el niño. Para este momento, como norma general, los futuros padres se trasladan un poco antes de la fecha prevista del parto a algún lugar cercano al domicilio de la gestante para ofrecerle su apoyo y posteriormente, después del nacimiento, se quedan en la zona el tiempo necesario para permitir que el bebé pueda afrontar un vuelo largo con tranquilidad y para proceder con los trámites burocráticos exigidos.

Cuánto tiempo permanecer en el extranjero para una gestación subrogada

Una vez que se ha producido el nacimiento, existen parámetros que determinan cuánto tiempo es necesario quedarse en el país en el que el niño ha visto la luz. El primero y principal es la salud del bebé, pues su situación física debe ser buena para poder volar. En este caso, en el momento de comprar el vuelo de regreso, habrá que considerar que la comodidad de los horarios, la flexibilidad de la compañía aérea, las escalas necesarias,… son elementos a tener en cuenta ya que volar con un niño de pocas semanas requiere organización y colaboración. El segundo elemento que determina el momento de volver a casa lo constituyen los trámites burocráticos que se deben realizar a continuación del parto y que toman, aproximadamente, de tres a ocho semanas según el lugar en el que éste se haya producido.

Si la organización se hace con tiempo, la logística de última hora es más sencilla y permite concentrarse en lo realmente importante: el cuidado del recién nacido.

Gestación subrogada en el extranjero
contacto
ovodonación
vientre de alquiler
Uso de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.
Cerrar